La sexóloga y psicóloga se sumó a nuestro ciclo de entrevistas #WATTOnAir para hablar de la fata de deseo sexual durante la cuarentena obligatoria y revelar las herramientas que podríamos tener en cuenta a la hora de potenciarlo.

Un desayuno, una caricia, un chape fuerte, son algunos de los tips que desarrolla Mariana Kersz, quien se convirtió en una de las profesionales más buscadas en las redes sociales.

Texto y entrevista: @carotopolaperiodista / Fotos: @lic.marianakersz


Ahora con la cuarentena sale a la luz toda la verdad…. Muchos están sufriendo no poder tener un momento de intimidad con su pareja, ya sea por los hijos o porque se agotó la pasión. ¿Qué se puede hacer?

Hay que buscar el equilibrio, es comprensible que baje el deseo sexual en cuarentena. Estamos las 24 horas conviviendo con un otro y todo lo que antes estaba en el afuera hoy está en el adentro. Hay una premisa con el deseo sexual que tiene que ver con la conquista, cuando nosotros estamos tanto tiempo al lado de una persona se pierde esta cuestión de la conquista y entramos en una meseta en cuanto al deseo. Además, esperamos que la conquista surga del otro. Ahí es donde cometemos el gran error porque el deseo no es espontaneo, hay que construirlo, es un proceso que tiene que hacer la pareja. El deseo tiene que ver con la conquista y si la conquista está aplanada por el contexto es lógico que no haya mucho margen. En primer lugar permítanse estar cansados, agotados y sin ganas, es habitual, es una situación muy atípica. Igual hay cosas que podemos hacer para corrernos de ahí.

El chape fuerte… ¿Sería una opción?

Sí, sí. El chape re funciona, ya es un hashtag en sí mismo. Yo con mi pareja estoy hace mil años y la verdad es que chapamos un montón, eso no quiere decir que siempre terminamos teniendo relaciones pero nos incentiva mucho a querer más. Le pone el sello al vínculo. Pensemos algo… Todo lo que nosotros solemos encontrar en una relación amorosa por lo general también está por fuera: Amistad, valores, compañerismo, lealtad. Pero lo que no hallamos en cualquier persona es la pasión, lo sexual y lo erótico.  Así que si nosotros convertimos a nuestra pareja en un amigo, lo estamos ubicando en un lugar de primo lejano. Por eso te propongo chapar fuerte. Todos los días un ratito. Siempre hago la misma pregunta: ¿Hace cuánto que no chapás con onda?. Lo que tenemos que hacer es reivindicar a la pareja como pareja.

¿Se puede chapar delante de los hijos?

Uy, esa es re polémica. Yo creo que se puede demostrar amor delante de los hijos, pero mi impresión es que chapar así con lengua tiene que ver con un acto más sensual y erótico. Esa cuestión puede generar un impacto en el cerebro de un niño. Podemos estar de la mano, abrazarnos, pero sin necesidad de generar ese espacio delante de ellos. No lo van a poder entender, es demasiado.

“Siempre esperamos que la conquista surga del otro”

Entonces… volviendo al tema, no nos queda otra que aceptar la situación. 

Y todos tenemos que adaptarnos a estos nuevos tiempos. Si nosotros estamos esperando seguir con la vida sexual que teníamos antes de la cuarentena lo más probable es que no nos funcione nada. Estamos sobrecargados con actividades que antes no teníamos, hacemos lo que podemos. Si antes tenías relaciones tres veces por semana, excelente, pero ahora vas a tener una. Seguro que tus hijos están muy enérgicos y se duermen más tarde. Con mi pareja, por ejemplo, nos levantamos temprano y compartimos el desayuno. A nosotros la noche no nos rinde, así que encontramos esa alternativa. Preparamos mate, nos hacemos unas tostada, nos hacemos mimos y se genera algo diferente. De esta forma, encontramos las llaves que abren el motor.

Es muy importante entonces la buena predisposición al cambio….

Diste justo en la tecla. Es clave el compañerismo, la aceptación y entender que las cosas cambiaron. Todos estamos embolados de estar encerrados y tenemos que adaptarnos. Hay que entender la magnitud y posicionarlo en tiempo y espacio. No es fácil, nos agarra a todos desde lugares re diferentes.

“¿Qué lugar le estás dando a tu pareja?”

¿Qué podemos hacer cuando no nos gusta la forma en la que se maneja nuestra pareja a nivel sexual?

Primero me preguntaría qué es lo que te está pasando que no podés poner en palabras lo que te pasa. Después, algo que yo digo siempre, las mujeres somos muy quejosas y así vamos por la vida. Creo que en la sexualidad hay que cambiar ese chip y en vez de estar todo el tiempo tan acentuadas en el no, empecemos a pensar al revés. ¿Qué es lo que sí me gusta? ¿Alguna vez le dije al otro lo que sí me gusta? A lo mejor no te da el mejor sexo oral, pero te chupa la espalda como un campeón y le pone toda la garra. Reflexioná: ¿Qué lugar le estás dando a tu pareja?. Hagamos que las cosas funcionen desde un lugar positivo, no nos quedemos tanto en lo negativo.

Es interesante esto que decís para la vida en general, fijarnos en qué estamos poniendo el foco…

Tal cual, encontrar herramientas y recursos. Esta situación nos puso en la cara un montón de cosas que antes no estaban pasando. La comunicación probablemente sea una de ellas. Hay que encontrarle la vuelta, hacerlo divertido y encontrar momentos para estar con nosotros mismos. Poder decirle a tu pareja que es lo que sí te encanta, sugerirle otras cosas pero con amor.

Encontrá la nota completa en nuestra sección de IGTV www.instagram.com/revistawattok