Si tuvieras que describirte en una palabra, ¿cuál sería?

Pantera, por lo salvaje, negra y afilada.

 

¿En qué te inspirás para componer?

La vida real, mi autobiografía y las voces que están silenciadas y les quiero dar voz.

 

¿A qué personaje femenino admirás y por qué?

Frida Kahlo (pintora) por la provocación, por las formas diferentes de lo bello que planteó, por la fuerza y el poder que mostró a través del arte y empoderó a la mujer.

 

¿Cuál es tu recurso para salir de los momentos difíciles?

La música y el afecto de los que quiero.

 

¿Cómo fue romper con los estándares tradicionales de la música femenina?

Fue algo muy natural, orgánico. No podría ser de otro modo. No me resultó muy trabajoso porque tuvo que ver con mantener coherencia por quien yo soy fuera de la música, fue integrar la música a lo que yo ya era. Soy una persona luchadora y también muy transgresora en muchos aspectos. Quizás fue más difícil la transgresión no por lo femenino sino por lo diferente, por romper con lo esperado y con el purismo.