Belén Chavanne: “Trato de conocerme lo mejor posible para no traicionarme”

Arrancó como conductora de los 10 + pedidos por MTV, pero su camino viró hacia la actuación. Su rostro conquistó la pantalla grande y participó de grandes producciones como el Ciudadano Ilustre. Su constante inquietud y personalidad camaleónica la llevaron también a ser DJ, a trabajar con marcas de lujo como Chanel y ahora creó su primer proyecto autogestivo: El retorno de Saturno.

Texto. Florencia Garibaldi / Foto. Mariano Michkin


Belén tiene 28 años, una edad en la que por lo general se avecina una catástrofe interior o una crisis. No casualmente, el nombre de su nuevo trabajo está relacionado con un fenómeno astrológico. Saturno tarda 28 años en volver a su punto de partida (el grado matemático en el que estaba cuando nacés). Ese retorno te obliga a mirar en tu interior. Es así como Belén nos cuenta que está parada en una etapa de reflexión y comprometida con encontrar quién realmente es. 

Con Casi Ángeles tuviste tu llegada a la masividad, pero luego te metiste de lleno en el cine, ¿te gusta más que el formato televisivo?

Me enamoré bastante del cine y de sus procesos. Es mi formato favorito sin dudas hasta el momento. No sé si es una elección, me terminan atrayendo los proyectos por lo que cuentan. Por más que sea algo de bajo presupuesto, pero es un desafío, y nunca hice algo así, lo tomo. No pienso en la exposición. Con el cine pasa algo, que está comenzando a suceder con las series ahora, y es que perdura. Podés ver una película dentro de 15 años y vas a tener un retrato de cómo era la sociedad, cómo estaban las cosas, de qué se hablaba. Es no perecedero. Además es un universo enorme que te permite hacer de todo.

Ya lograste grandes hitos en tu carrera como actuar en El Ciudadano Ilustre o en Resentimental y llegaste a los festivales internacionales. ¿Cómo atravesás esos trabajos?

En el momento de hacer El Ciudadano Ilustre, estaba en México y me habló un desconocido por Facebook para decirme que quedé. No entendía de qué me hablaba, me decía que había participado en un casting y claro que no era así, sino no me iba del país. Resulta que era un casting de hacía cuatro años pero el proyecto recién se estaba realizando. Admiro mucho a los actores y los directores con los que iba a trabajar, pero cuando estás ahí en el set no pensás que estás haciendo la mejor película de los últimos tiempos. Vas a trabajar y es un día bueno o malo. Te vas contento con la escena o a las puteadas. Capaz estás llegando tarde a terapia. Lo que viene después es inesperado y bienvenido. Es un honor ser parte de eso.

“Estoy parada en un lugar con cierta madurez en donde puedo ser un poco más feliz con mis decisiones y estoy muy enamorada”

Además de actuar, tenés protagonismo en el mundo de la moda y sos considerada una it girl. ¿Cómo llegaste a ser cara de una emblemática firma como Chanel?

No me digas que soy un it girl, me pongo a llorar (risas). Tengo un tema personal con eso, lo voy a trabajar. Siento que es algo vacío porque a mi me influencia Kubrick (Stanley) o mi mejor amiga que es arquitecta, pero no un influencer. Lo de Chanel fue un delirio muy divertido. Me contactaron ellos como tanteando, para averiguar qué estaba pasando con mi vida en general. ¿Qué contesta uno ahí?: “Esto es un secuestro” y googleaa a la persona a ver si existe. Chanel me acompañó desde el primer festival de cine al que me tocó ir. Son un equipo de gente muy talentosa. Es una de las pocas marcas históricas que cuidan mucho qué van a representar. Más allá de que lo que haga ruido es ir a un desfile o participar de un comercial, acá en Argentina tenemos un Book Club que nos dan biografías distintas de Coco Chanel y tengo admiración por esa mujer, fue una de las primeras feministas. Soy amiga de la casa y la paso muy bien.

Contanos del proceso del comercial del perfume Chance de Chanel del cual participaste…

Hice un video en la fiesta de Chanel de París, que te pedían que te definas con una palabra y dije “camaleonic“, en un inglés malísimo. A raíz de eso, el equipo de dirección creativa de París, con quien no tenía trato, lo vieron y se interesaron. Al poco tiempo de volver, me propusieron el proyecto. No entendía qué estaba pasando y por qué me estaban preguntando si me interesaba, es obvio que sí (dice emocionada). Fuimos a Venecia y laburamos con una directora que se llama Eva Michon, que es canadiense y muy talentosa. Fue un rodaje relajado. Lo imaginaba mucho más serio. Había libertad creativa y una confianza que hacía que nadie le hinchase las bolas al otro. Aprendí un montón, dieron cátedra. Me puedo jactar de verlo y que me encante el clip en el que anduve en bici con pantalones Chanel.

“Producir es terrible porque se te prende fuego el teléfono. Así es como me terminé borrando las aplicaciones de todas las redes sociales de mi celular”

En las notas contás que Julián Kartún (NOVIO) es una de las cosas más importantes que te pasaron en la vida, ¿cómo es la relación ?

Trato de no hablar mucho de eso porque después me da mucho calor y vergüenza y la paso mal. Así que aprendí. Somos personas totalmente distintas, de mundos distintos. Con Julián aprendo un montón, me divierto muchísimo, lo admiro y me copa todo lo que hace. Estoy parada en un lugar con cierta madurez en donde puedo ser un poco más feliz con mis decisiones y estoy muy enamorada. Ya conté demasiado.

PRODE BELEN CHAVANNE

Estás armando por primera vez tu propio proyecto autogestivo, ¿qué nos podés adelantar?

Estuve escribiendo un proyecto durante dos años y ahora nos pusimos las pilas para filmar el piloto. Trabajar para uno mismo es que si algo sale mal no puedo putear a nadie, todo recae en mí y en cómo nos preparamos para hacerlo antes. Y qué pasa después con el diario del lunes es mi responsabilidad. Es una de las experiencias más importantes que tuve. Pero el tema de la producción es terrible como se te prende fuego el teléfono. Así es como me terminé borrando las aplicaciones de todas las redes sociales de mi celular. Lo bueno también es que practiqué un poco con la dirección, que algún día quiero animarme. Se llama El Retorno de Saturno, que lo sepa todo el mundo (se ríe) y vamos a salir a venderlo.

“Estoy en un punto de inflexión, atravesando cosas difíciles y trato de conocerme lo mejor posible para no traicionarme”

Siempre remarcás en las notas que no te gusta que te encasillen como algo, sino que te definís por lo que hacés. ¿Cómo te describirías a vos misma?

Que pregunta hija de puta, no lo puedo creer (risas). Por esto no doy notas a revistas. Se me ocurren varias maneras de contestar.

¿Cuáles son esas maneras?

Una es que existe la dicotomía entre lo que somos y lo que mostramos que somos o también ese trío de coherencia o incoherencia entre lo que pensás, lo que decís y lo que hacés, hay un mundo interesante para investigar de cada uno. El segundo camino para contestar, es que hoy en día exponemos mucho lo que somos y en eso aparece la típica cosa de por ejemplo la mina que parece súper fuerte, no lo es. Nunca me creí ninguna cosa, porque en el momento en el que me definí vino un piano volando del cielo y me dijo “no, no era así”. Como tercera respuesta, lo que sucede es que hay una necesidad de la gente de ponerte etiquetas y esperar el momento en el que te equivocás, los haters. Si mi exposición fuese muy grande, tendría que medir cada palabra de lo que digo porque si salto a decir que soy vegetariana y me ven paseando un perro de raza, se me tirarían encima. Nadie quiere que resistas el archivo. Mi obsesión con la no definición es una manera de definirme. Los verbos son lo que uno termina siendo.

“Nunca me creí ninguna cosa, porque en el momento en el que me definí vino un piano volando del cielo y me dijo `no, no era así ´ ”

¿Cómo te llevás con vos misma?

Hay un tema con la edad, con los 28 años, que se atraviesa el retorno de saturno. Es un fenómeno astrológico muy interesante. Un momento de cambios en el que encontrás una versión de vos en la que te chupa más un huevo lo que el otro va a pensar. Estoy en un punto de inflexión y pasando cosas difíciles de atravesar, pero intento aprender. Empecé terapia hace poco. Estoy viviendo un duelo muy terrible por primera vez en mi vida y trato de conocerme lo mejor posible para no traicionarme. Estoy copada con esa búsqueda.


REMIX 9×9

FAMOSO DEL QUE ESTABAS ENAMORADA CUANDO ERAS CHICA

Brian de los Backstreet Boys

¿QUÉ HARÍAS SI TUVIERAS 24 HORAS DE IMPUNIDAD?

Saltaría desde edificios, jugaría carreras de autos en avenidas que me gustan y me metería a nadar en el fondo del mar

TU INSULTO PREFERIDO

Imbécil, deforestado mental, la concha de tu madre

TRES COSAS QUE TE LLEVARÍAS AL MÁS ALLÁ

Nada, del más acá no sirve nada

UN PENSAMIENTO ANTES DE DORMIR

Todo va a estar bien

UNA ADICCIÓN

El café

¿QUÉ DIBUJO ANIMADO SERÍAS?

Sailor Moon

¿A QUIÉN RESUCITARÍAS?

David Bowie

ELEMENTO INFALTABLE EN TU CARTERA

Libro, cuaderno, puchos


Dir. de Arte & Styling: Vale Czerwonogora / Video: Film Oh! Producciones 

MakeUp: Mechi Miqueo Studio con productos Lancôme / Pelo: Leticia Chirieleison para Mala Peluquería 

Agradecimientos: Kalaka Store – AY NOT DEAD – Complot – Nike – Miguel y José de Asia Oriental